Reseña: Mikal Cronin – ‘MCIII’

{lang: 'es'}



‘MCIII’ es el título del tercer trabajo en solitario del guitarrista Mikal Cronin, amigo, fiel escudero y músico tanto de directo como de estudio de una de las grandes figuras del garage rock actual, Ty Segall.

Pese a que sus coordenadas musicales son similares, podría decirse que Ty Segall y Mikal Cronin son complementarios: Ty es el desenfreno y la espontaneidad, el rock y la distorsión, el lado salvaje de una moneda que tiene en su otra cara el gusto por la melodía y el carácter más intimista, clásico y contenido de Mikal, que explota el lado más pop de su guitarra.

Imagen de previsualización de YouTube

Mikal Cronin – ‘Gold’

Tan solo hay que escuchar ‘Turn Around’, el primer corte de ‘MCIII’, para darnos cuenta de la evolución que ha experimentado Cronin en apenas cuatro años, ya que ha pasado de la pátina lo-fi de su primer álbum a composiciones mucho más trabajadas y con un sonido más nítido y rico. El muro de sonido de este tema, lleno de violines preciosistas y guiado por un piano que acompaña en todo momento la melodía principal, resulta impresionante y eleva la emotividad de la canción emparentándola (salvando las distancias) con los primeros Arcade Fire, una conexión que también podría establecerse en el épico clímax de ‘Feel Like’.

Otro de los datos a comentar de ‘MCIII’ es el tono ligeramente más introspectivo que adopta Cronin en todo el disco en general y en varias canciones en particular. Por su forma de cantar siempre parece que esté sincerándose, contándonos algo desde muy adentro; el propio artista muchas veces ha comentado que sus canciones suelen ser autobiográficas. Esta desnudez es aún mayor aquí, ya que dedica toda la segunda cara del álbum a hablar veladamente de diferentes etapas y sentimientos de su juventud, permitiendo que nos encontremos con piezas como ‘I’ve Been Loved’, ‘Alone’ o ‘Different’, crudas aunque no especialmente destacables musicalmente hablando…

Pero si algo tiene Mikal Cronin es una innata capacidad para parir varios temazos por disco. En ‘MCIII’ los focos se posan incuestionablemente sobre ‘Made My Mind Up’, ‘Gold’ y la sucia ‘Ready’, probablemente el tema más punk de la carrera de Cronin en solitario. Melodías pegadizas, buenos riffs, electricidad, energía… El enamoramiento es instantáneo.

Luego también están los típicos temas que huelen a relleno pero que están bien resueltos y no llegan a molestar, como la convencional ‘Control’ o la algo mejor ‘Say’, una canción que sale a flote gracias a su intensidad instrumental y sus buenos punteos de guitarra. Nada imperdonable.

En definitiva un buen disco, imperfecto y no tan redondo como el muy notable ‘MCII’ pero más que apreciable y con varias canciones de esas que habría que llevar encima a todas partes.

El veredicto:
Lo mejor: ‘Turn Around’, ‘Made My Mind Up’, ‘Gold’, ‘Ready’

{lang: 'es'}
Esta entrada fue publicada en Crítica, Discos y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>